Cuando Nuestros Ojos se Enferman

Ojo Seco:  Cuando nuestros ojos no están produciendo las suficientes lágrimas lubricantes nuestra córnea se reseca y ésto produce muchos síntomas y molestias en nuestros ojos.  Las causas emocionales que se han encontrado son:  Mucha sequedad en la vida, falta de frescura, falta de aventura, falta de amor, falta de alegría.  Mucho resentimiento hacia alguna persona y una incapacidad muy fuerte para perdonar.  Un ojo enojado, un ojo que mira la vida con enojo, con ira, se convierte en un ojo seco.

El gran reto para las personas que tienen sus ojos secos y que saben que la causa es emocional, es analizar por qué llegaron a permitir que su vida literalmente se resecara y contra quién están enojados, contra qué están resentidos, qué les molesta en la vida, qué los irrita.  Estos sentimientos hay que trabajarlos y hay bellísimas terapias actualmente para trabajar estos bloqueos y encontrar exactamente hacia quién estamos sintiendo todo eso, por qué, y trabajarlos y sanarlos.

Recordemos que perdonar significa reconocer que me he estado aferrando a un dolor, que he necesitado sentirme dolida con determinada persona y que por fin me decido a ya no estar dolida y a retirar ese dolor de mi corazón.  Perdonar significa que, después de haber retirado todo el dolor de mi corazón, puedo desde mi sabiduría y amor, decidir si deseo seguir teniendo relación con la persona hacia la cual me sentía re-sentido o no.