La magia de la palabra “podrias”

images-1

A la mayoría de nosotros nos encanta estarle diciendo a las otras personas lo que DEBERIAN hacer y lo que NO DEBERIAN hacer, también nos encanta decir lo que TENDRIAN que haber hecho o lo que NO TENDRIAN que haber hecho.  Nos gusta estar diciendo cómo se DEBEN hacer las cosas o cómo NO SE DEBEN hacer las cosas.

Cuando se trata de los problemas de los demás resulta que somos unos expertos, sin embargo el mensaje del día de hoy, es un mensaje muy lindo que muchas personas han propuesto, entre ellas Louise Hay y es la siguiente:

Qué tal nos iría si en lugar de decir DEBERIAS, dijéramos PODRIAS.  Qué tal si en lugar de estar repitiendo el DEBERIAS, y el TENDRIAS QUE, usáramos en nuestro vocabulario el PODRIAS?

Cuando uno usa el DEBERIAS está implícitamente emitiendo un juicio y haciendo sentir culpable a la otra persona si no opta por tomar la decisión que nosotros queremos o creemos que tiene que tomar.  En cambio, si usamos el PODRIAS, le estamos dando una opción o una opinión  extra y dejando a esa persona libre para que tome su decisión o escoja su camino. Le estamos diciendo:  la opción que tomes la respetamos y te amamos!

Interesante no?